Destacados Home

Nuevo Decano comenta cuál será el sello que imprimirá a la Facultad

El Dr. José Luis Montes Herrera, de 68 años, casado (tres hijos y cinco nietos) será el encargado de guiar los pasos de esta Facultad.
Se define como un hombre reservado a lo que agregaríamos un hablar pausado y firme. Nos recibe en su nueva oficina, aquella que ocupó por 12 años el Dr. Felipe Stanke,  fundador de la Facultad de Odontología de la U. Andrés Bello y quién la consolidó como una de las mejores del país. Efectivamente, hoy es el Dr. José Luis Montes Herrera, casado (tres hijos y cinco nietos), el encargado de guiar los pasos de esta Faculad.
Nacido un 31 de agosto en Santiago, el flamante decano egresó en 1969 de la U. de Concepción. En 1970 hizo el internado en la Unidad Docente Asociada de Odontología y Cirugía Maxilofacial de la U. Católica, y en el Hospital Sotero del Río, donde trabajó hasta 1978. También formó parte del primer programa de Odontología que tuvo la U. Católica y conformó el grupo fundador del Servicio de Cirugía y Traumatología Bucal Maxilofacial de la Clínica Alemana en Santiago, donde permaneció hasta 1994, desempeñándose paralelamente como cirujano en el Hospital del Trabajador de la Asociación Chilena de Seguridad (ACHS).
Posteriormente, mientras trabajaba en clínica privada, ingresó como ayudante en la Asignatura de Cirugía de la U. Mayor donde estuvo hasta el 2001, posteriormente fue  contactado al año siguiente por el Dr. Stanke y entró a formar parte de la U. Andrés Bello. Hoy, el Dr. Montes comienza un nuevo desafío.

-¿Cómo recibió este nombramiento como Decano?
-No puedo decir que haya sido una sorpresa. En noviembre había tenido una conversación con el Rector, quien me dijo que probablemente sería el Decano, porque tengo la jerarquía de Profesor Titular y he servido algunos cargos importantes en instituciones odontológicas nacionales e internacionales, de forma que el roce internacional hace un buen bagaje de experiencia. He cumplido algunos cargos en sociedades científicas nacionales e internacionales que rigen a la odontología y a la Cirugía Maxilofacial. Por último, creo que lo que lo inclinó por mi persona, fue  que durante toda mi vida profesional he sido muy consecuente con mi percepción de lo que es la profesión y la especialidad que practico.

-Pero ¿qué sintió cuándo le dicen por primera vez la posibilidad?
- Yo pensé que se podía producir la posibilidad de que se me ofreciera el cargo, pero nunca lo busqué. Lo he asumido porque sé que lo puedo hacer y que de alguna forma podré sitiar a la Odontología de la Universidad Andrés Bello en un lugar muy alto.

-¿Cuál es el sello que le quiere imprimir a la Facultad?
-Mantener todo lo creado por el Decano anterior y, definitivamente, optimizar la formación de pregrado, remediando algunos aspectos en las asignaturas básicas, al mimo tiempo optimizar algunos elementos en postgrado, sobre todo, en los magísteres y, finalmente, poder materializar el grado de Doctorado en Ciencias Odontológicas.

-¿Cómo recibe a la Facultad?
-En la actualidad recibo una facultad muy ordenada en lo que se refiere a pregrado, con todos sus procesos consolidados, en la parte financiera también sin problemas. De hecho, es una Facultad donde todo se hace paso a paso sobre bases firmes.

-¿Cómo será la integración de regiones?
- Se mantendrán los contactos con los colegios regionales del Colegio Dentistas, ya que generalmente nos piden apoyo en la parte académica, además se realiza una Acción Social, que  se seguirá realizando con el Departamento de Acción Social que tiene la Facultad. Las sedes serán acogidas en nuestro seno.

-¿Algún mensaje a los alumnos?
-Casi todos me conocen, de tercero hacia arriba. Les diría que estén tranquilos, que las cosas se van a seguir dando como hasta ahora y probablemente habrá algunas maniobras de timón para establecer un rumbo mejor, que los lleve al éxito en su paso por la Facultad. La academia seguirá mejorando gradualmente, desde el buen nivel que exhibe actualmente .

Deporte y vida privada

-Esta Facultad se caracteriza por el espacio al deporte ¿Seguirá siendo así?
-No soy muy deportista, pero ya tengo la lista de todos los eventos definidos por año por el Decano Stanke y esos compromisos se harán. Por lo menos, aprenderé a tocar el silbato para arbitrar alguna actividad deportiva.

-¿Cómo era su relación con el Dr. Stanke?
-Muy buena, como soy muy transparente, lo que no me parecía, se lo decía. Él tenía un humor que a veces no se le entendía y otras veces era muy críptico.

-¿Cómo es usted en su casa? ¿Cómo será la distribución de su tiempo ahora con este nuevo cargo?
-Acá hay una situación que me hará optar. Tengo una clínica, cumplo 44 años de profesión, y es una clínica muy consolidada. Primero le tendré que avisar a los pacientes que trabajaré menos, porque el trabajo del decanato con la cantidad de alumnos repartidos en las 3 sedes, es muy intenso. Siempre en casa he recibido mucho apoyo y comprensión en los desafíos que he tomado.

- Si bien dice que no es deportista, entonces ¿cuál es su hobby?
-Soy melómano. Me traje toda una temporada del Municipal, me gusta mucho la música.

-¿Cómo se define como persona?
-Muy reservado, no tan críptico como el Decano Stanke, no soy “sándwich de palta”, es decir, si me aprietan no me sacan nada (risas). Me gusta trabajar en comunidad, todo en buena relación con la gente y cuando las cosas no me gustan, las digo.

-¿Habrán novedades durante el primer semestre de su mandato?
-Es muy probable que sí.

Sonia Tamayo Herrera
stamayo@unab.cl